03YR0J0165 (2)El binomio Juan Tonconogy-Bárbara Ruffini (Riley Sprite 1936) confirmaron su liderazgo del Rally de la Montaña tras completarse hoy la Etapa 1-B. Ernesto Bessone (Lancia Fulvia Coupé 1974), homenajeado por su trayectoria deportiva, destacó sus progresos en las pruebas de habilidad conductiva, mientras que Pedro Passadore abandonó tras sufrir una fuerte contractura cervical. En el Palacio Ferreyra, Museo de Bellas Artes, culminó la actividad con el Concurso de Elegancia.


Bárbara Ruffini aprieta el puño en señal de festejo. Tras pisar el presóstato, el reloj le marca que su novio, Juan Tonconogy, tiene el timming y una precisión infalible. Tras completarse el segundo día de carrera del Rally de la Montaña, el binomio del Riley Sprite 1936 lidera con 157,76 puntos. Semejante rendimiento y performance prácticamente desmoraliza al resto de los participantes quienes le rinden elogios y le piden piedad.
“Estamos pensando en sacarte de la carrera”, le decía entre sonrisas el campeón en ejercicio del Sport Histórico, Guillermo Acevedo quien a pesar de un “100”, logró avanzar al segundo lugar de la general con 241,78 unidades.“Para ganarle a Juan, tenés que estar en un día perfecto. Y hoy no estuve muy preciso. Pensé que me había adaptado a las reacciones del auto pero no fue tan así”, reconocía Daniel Erejomovich que avanzó hasta el tercer lugar con un acumulado de 248,28 puntos.
SZ“Es imposible pelearle la punta. Está en otro escalón”, se resigna Claudio Scalise que aparece en el decimotercer lugar con 488,63 puntos de penalización.“En un momento me falló, pasé a la bomba eléctrica y enganchó. Pensé que se nos complicaba, pero venimos bien”, remarcaba Fernando Nocetti quien cayó al quinto lugar (335,34) superado incluso por Fernando Sánchez Zinny quién, con el Amilcar CGSS de 1927 preparado en lo que respecta a la confiabilidad, mejoró la precisión de paso y suma 312,42 puntos.

35IMG_2751 (2)Tras 26 prueba cronometradas (en las 100 curvas, en Copina -denominadas Desafío de los Valientes-, Cosquín – Marimón-, La Cumbre, El Cuadrado y Parque Sarmiento) y 322,56 km, la Etapa 1-B culminó con el Concurso de Elegancia Porsche donde el Alfa Romeo 6C 1750 GS de 1931 fue considerado el Best of Show. Este auto además ocupó el primer lugar dentro de la categoría fabricados hasta 1945.

Otros autos galardonados fueron: la Ferrari 365 GTB/4 Daytona 1972 (ganadora de la categoría 1971-1981), la Maserati Sebring 1964 (primer puesto en la categoría 1961-1970) y la Maserati 3500 GT 1960 (categoría 1946-1960). También fueron premiados por su estado de conservación, funcionamiento, originalidad y respeto por las especificaciones de cada modelo al salir de fábrica: el Riley Sprite 1936, el Porsche 911 S 1972, el Chevrolet Corvette 1960, y el Jaguar XK120 1954, respectivamente.

Previo a este evento, Ernesto “Tito” Bessone recibió una plaqueta en reconocimiento a su trayectoria deportiva que incluye títulos en todas las categorías en las que participó: TC, TC2000, TN, Top Race, Supercart y Club Argentino de Pilotos. Lejos de poder lograr una victoria en su debut en los Sporplaquet Clásicos, “Tito” agradeció la posibilidad de ser parte de un evento “donde conocí lugares hermosos de la provincia de Córdoba y donde más allá de lo deportivo, la camaradería y lo social, hace del Rally de la Montaña muy divertido. Me entusiasme con este sistema de la regularidad y espero el año próximo estar nuevamente con ustedes”.

Pedro Passadore debió abandonar la prueba ante una fuerte contractura cervical. “Quizás el casco, la posición de manejo, el calor y las curvas de algunos sectores me afectaron”, reconoció el uruguayo que fuera campeón argentino F1 en los años ´70.

Este domingo se corre la segunda y última etapa del Rally de la Montaña 2013. Serán 267,34 km y 27 PC con nuevas pasadas por las 100 Curvas y Copina (donde se concentrará la mayoría denominadas Desafío de los Valientes), Potrerillos y Circuito Gastón Perkins, en las instalaciones de la Fortaleza de Oreste Berta. Será justamente, allí donde culmine esta octava edición.